Toyota presenta la nueva RAV4 EV totalmente eléctrica

Los japoneses de Toyota, siempre a la vanguardia mundial en tecnología automotriz, se han asociado con Tesla Motors (empresa californiana independiente dedicada a la producción de vehículos eléctricos) para presentar en Estados Unidos el nuevo modelo de la conocida camioneta RAV4 completamente eléctrica. En Venezuela podría pasar por debajo de la mesa el interés por un vehículo totalmente eléctrico (considerando que el país tiene el precio de gasolina más bajo de todo el Hemisferio occidental), pero detrás de todos los avances tecnológicos que implica un tren motriz tan innovador también se ocultan grandes desarrollos que eran impensables hace 3 o 4 años.

La nueva SUV (o Vehículo Deportivo-Utilitario) de la marca nipona representa el segundo intento de los japoneses por introducir la RAV4 eléctrica en el mercado estadounidense. La tentativa anterior se ubica entre 1997 y 2003, cuando el vehículo formó parte de flotas de alquiler en el estado de California y sólo unas pocas unidades llegaron a manos de los consumidores finales. Se espera que la camioneta siga los exitosos pasos del Toyota Prius, vehículo híbrido (gasolina/eléctrico) que mantiene buenas ventas en Estados Unidos desde su introducción allá en el año 2000.

En el apartado técnico la RAV4 EV mantiene la misma envoltura externa que su gemela a gasolina, guardando lo mejor bajo el capó en la forma del motor Tesla que aporta 154hp (caballos de fuerza) y un torque máximo de 273 lb-ft; siendo enviada toda la potencia a las ruedas delanteras por una transmisión de una sola velocidad. La velocidad máxima llega a los 160km/h, con un tiempo de arrancada de 0 – 96Km/h en 7 segundos. Lo que sí revelan estos números es que al modelo le falta el jugo que se puede exprimir de su hermana de combustión interna (tanto de 4 como de 6 cilindros), siendo esta una característica común a todas las versiones eléctricas de vehículos a gasolina.

La vida de todo el sistema eléctrico es proporcionada por una batería de ion-litio con una capacidad de 42-kWh (tecnología similar a las baterías de los teléfonos celulares). Este acumulador fue pensado para ser cargado con un adaptador de 120 voltios, aunque también existe la opción de 240 voltios. Si se selecciona esta última opción tendrá que esperar unas 6 horas para completar la carga, calculándose bastante más tiempo para la opción de 120 voltios. Todos estos datos se traducen en una autonomía de 160 kilómetros entre cargas, un número bastante bueno en comparación a los automóviles de su segmento (Nissan Leaf, Honda Fit EV y Ford Focus Eléctrico).

Lamentablemente estar en el tope de los avances tecnológicos siempre tiene un precio, y bastante elevado en este caso, que se calcula en 50,6210$ (unos 217,623 Bs al cambio actual). Definitivamente será uno de esos vehículos que por razones de mercado quizás nunca veamos en estos lados, pero no hay duda de que cada vez estamos acercándonos más al objetivo de un verdadero vehículo eléctrico: Practicidad, economía de mantenimiento y estilo.

 

Aquí les dejamos una pequeña galería de fotos para que se deleiten con esta nueva creación de Toyota/Tesla Motors.

 

Por Carlos Ponte.

Fuente: www.caranddriver.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *